Austin Beutner promete menos burocracia en su discurso anual a los administradores del distrito

Austin Beutner llamó a algunos de sus amigos famosos para reunir a las tropas en lo que fue su primer discurso anual del superintendente para administradores. El evento, que se llevó a cabo en la escuela Hollywood High el jueves por la mañana, atrajo a cientos de directores y subdirectores, así como a parte del personal de apoyo de todo el distrito. Los miembros de la junta también asistieron, incluida Kelly Gonez (BD 6) con su hijo recién nacido.

 AUSTIN BEUTNER EN el discurso ANUAL Del superintendente para

AUSTIN BEUTNER EN el discurso ANUAL Del superintendente para

Las actuaciones entusiastas de bandas establecieron un tono festivo. Jim Hill, el conocido presentador deportivo de CBS 2, fue el maestro de ceremonias. El entrenador de los Clippers Doc Rivers presentó a los asistentes la palabra y el concepto de Ubuntu, que definió como "una persona es una persona a través de otras personas, yo no puedo ser todo lo que puedo ser al menos que tú seas todo lo que puedes ser", atribuyéndolo a Desmond Tutu, e instó a los miembros de la audiencia a no evitar el desafío. "Lo difícil es bueno", dijo. "Si es algo que vale la pena alcanzar, debería ser difícil".

Beutner comenzó por compartir cómo conoció al alumno de cuarto grado Brian Enriquez-Barron, quien lideró el juramento a la bandera, en su primer día en el trabajo varios meses atrás cuando recorría las escuelas. Cuando les preguntó a los estudiantes qué querían ser cuando fueran mayores, el estudiante de la escuela primaria Napa Street le dijo que quería ser superintendente de escuelas.

Entonces Beutner comenzó su discurso en serio. "Tenemos mucho trabajo por hacer", dijo. "Pero este capítulo se basará en la simplicidad y el enfoque, no en soluciones rápidas y nuevos programas ... Volveremos a lo básico".

Fue la promesa de cambio de Beutner la que provocó más aplausos. "No quiero que pasen su tiempo manejando la burocracia y el cumplimiento, sino obteniendo resultados para los niños", dijo. "Así que juntos debemos reconstruir este distrito con escuelas y aulas en el centro, no en Beaudry". Inmediatamente, dijo, el plan es reducir a la mitad el número de correos electrónicos y directivas que los administradores reciben del distrito.

Habló sobre aumentar la asistencia "porque sabemos que la asistencia es importante. Cada aula sufre porque el estado no le está pagando [cuando un alumno no se presenta]”. En el pasado, dijo Beutner, el distrito en general se ocupaba de los problemas de asistencia después del hecho. Pero este próximo año escolar, el distrito va a "poner de cabeza" ese enfoque, dijo, comenzando con llamadas telefónicas automáticas de reconocidas figuras deportivas de Los Ángeles el lunes 13 de agosto, el día antes de que comienzan las escuelas tradicionales del distrito. "El mensaje es amor e inclusión", dijo Beutner. "Es una nueva temporada. Únete a nosotros". Además, los consejeros de asistencia trabajarán más estrechamente con las escuelas. "Muchos han estado envueltos en nuestra burocracia", dijo. "Necesitan estar en las escuelas haciendo el trabajo".

"Finalmente, me gustaría invitarles a romper las reglas y ayudar a cambiar el status quo", dijo Beutner. "El liderazgo importa. Sean valientes. No me esperen a mí ni a nadie en Beaudry. No tenemos las respuestas. Las respuestas están en sus aulas. Están en sus escuelas. Entonces, comiencen a hacer lo que sea necesario para mejorar los resultados de sus alumnos. Yo los apoyo. Les desafío a liderar y no pueden hacer eso sin equipos talentosos que necesitan poder contratar e inspirar a los mejores. Todas las grandes escuelas comienzan con una cosa simple que es un gran líder. Y nunca he conocido a un gran líder que haya pedido permiso para dirigir ".

Beutner concluyó: "Prometo ser un defensor implacable para ustedes y los estudiantes de L.A. Unificado. Trabajando juntos podemos ayudar a nuestros estudiantes a hacer grandes cosas ".

La mañana no fue todo calidez y de sentirse bien. Beutner no mencionó la posible próxima huelga de los miembros de UTLA. Pero aludió a los $450 millones que gastará el distrito cubriendo el déficit del año e insistió: "Algo tiene que cambiar". Dijo que de cada 100 estudiantes que comienzan la escuela secundaria en LAUSD, 12 la abandonan y solo 12 de los 100 se gradúan de la universidad. Él habló de los casi 70,000 estudiantes del distrito con IEP. La gran mayoría, dijo, puede aprender a nivel de grado. "Sin embargo, casi el 50% están segregados de sus pares y en entornos segregados, menos del 2% de los estudiantes son competentes en lectura o matemáticas".

Dejando de lado las malas noticias, el público parecía animado por las palabras de Beutner. La mayoría lo ovacionó de pie antes de irse a ver a sus viejos amigos, asistir a una de varias sesiones de trabajo o tratar de hacerse una selfie con un servicial Jim Hill.

--Leslee Komaiko