La directora ejecutiva de Speak UP, Katie Braude, pide más financiación estatal para la educación

bw-9.12.18-second-article.jpeg

La directora ejecutiva de Speak UP, Katie Braude, pidió más fondos estatales para la educación en la reunión de la Junta de LAUSD el martes. Sus comentarios apoyaron una resolución de la presidenta de la junta Mónica García (BD2) y Richard Vladovic (BD7) para respaldar la Ley de Financiamiento de Escuelas y Comunidades (Schools and Communities First Funding Act), una iniciativa electoral de 2020 para reformar la Proposición 13 para que todos los propietarios comerciales e industriales paguen una parte justa de los impuestos, lo que generará ingresos para la financiación de la educación. La resolución fue aprobada por unanimidad el martes. El texto completo de las observaciones de Braude sigue:

Buenas tardes presidenta de la junta García, vicepresidente Melvoin, superintendente Beutner y miembros de la junta. Me llamo Katie Braude y soy la directora ejecutiva de Speak UP. Estoy aquí hoy para expresar nuestro apoyo a esta resolución porque debemos encontrar una manera de aumentar el financiamiento estatal para nuestros estudiantes, maestros y escuelas de LAUSD.

¿Cómo es que California, uno de los lugares más ricos y progresistas de la nación, no está en la cima de los 50 estados en términos de financiamiento escolar? Nuestras escuelas deberían ser modelos para la nación y el mundo. No estamos cerca de donde debemos estar.

LAUSD se enfrenta a una grave crisis financiera. No es una exageración decir que el distrito está al borde de la insolvencia y se enfrenta a la posibilidad muy real de una adquisición por parte del estado, lo que solo empeorará las cosas.

Estamos de acuerdo con nuestros maestros: el tamaño de las clases es demasiado alto. No tenemos suficientes bibliotecarios y consejeros. Los maestros están mal pagados. Los niños con necesidades especiales no reciben los servicios que necesitan, en parte porque el gobierno federal no está ejerciendo su influencia. Y eso no va a mejorar con la administración actual.

Al mismo tiempo, nuestras instituciones cívicas no pueden continuar operando en compartimientos estancos. Un sistema de educación pública bien financiado es esencial para cambiar las vidas del 80% de los estudiantes de LAUSD que viven al borde o en la pobreza. Pero cuando la vivienda es inasequible y los padres carecen de las habilidades necesarias para conseguir empleos mejor pagados, el éxito académico no erradica el hambre, los problemas de salud, la inestabilidad de la vivienda o el miedo a perder a un padre por la deportación que enfrentan los niños en el hogar.

Debemos trabajar juntos para abordar el panorama completo. Un paso es crear escuelas comunitarias con servicios integrales, clases de capacitación laboral y de idiomas para padres y educación para la primera infancia. Pero necesitamos financiación completa y alianzas comunitarias y gubernamentales para que eso suceda.

Speak UP y nuestros padres se unen con los maestros de LAUSD para pedirle al estado de California que haga más. Necesitamos una estrategia para generar más ingresos estatales. La Proposición 13 ha privado de fondos a nuestras escuelas, y los dueños adinerados de propiedades comerciales deben pagar su parte justa. No podemos seguir así, peleando por migajas. Le instamos a que vote sí sobre esta resolución.