Caminata de Paz del sureste de Los Ángeles unifica a familias de todo tipo de escuelas públicas

_SP48794_SUSept19.jpg

Padres de familia y líderes de la comunidad del sureste de Los Ángeles se unieron el sábado para una Caminata de Paz para pedir el fin de la hostilidad contra las familias inmigrantes y unir a todos los padres con hijos en todo tipo de escuelas públicas: tradicional, magnet, piloto y chárter.

La Caminata por Paz, organizada por Padres en Acción y apoyada por Speak UP, fue parte de un festival comunitario en Riverfront Park en Maywood, al que asistieron funcionarios locales electos, incluido el concejal de Maywood Heber Márquez y el miembro de la Junta del LAUSD Nick Melvoin. El evento fue diseñado para romper las barreras de división y unir a la comunidad para unificar a todos los niños, todos los padres de familia y todos los maestros para excelentes escuelas públicas.

"Estamos viviendo en un clima de miedo e intimidación por parte de la Administración de Trump", dijo Raquel Toscano, una madre de la escuela magnet Maywood Center for Enriched Studies (MaCES) del Distrito Unificado de Los Ángeles y coordinadora de participación de padres para Speak UP. “Todos queremos lo mismo, un futuro mejor para nuestros hijos. Lo que no queremos es enfrentar más hostilidad dentro de nuestra propia comunidad sobre las elecciones que tomemos para el éxito de nuestros hijos. Hacemos un llamado para unidad y paz en nuestras escuelas y en nuestra comunidad".

Durante el evento, hubo puestos donde los padres pudieron aprender sobre diferentes escuelas en el área y otros recursos, incluidos los servicios de inmigración e información sobre el Censo 2020. Los patrocinadores y participantes en el evento incluyeron NALEO, YMCA, AHF, Students For Education Reform (SFER), Parent Revolution, la Policía Escolar de Los Ángeles, la Asociación de Escuelas Chárter de California, el artista Diego Aguirre y la Corporación de Desarrollo Comunitario del Sureste, el cual donó dos computadoras portátiles que se rifaron durante el evento.

Antes y después de la Caminata de Paz de una milla a lo largo de la avenida Slauson, la banda de música estudiantil de MaCES y bailarines de Estrellas de Santa Rosa de Lima y la American Vive Foundation entretuvieron a los padres, mientras un payaso pintaba las caras de los niños. Los vendedores de frutas y tacos alimentaron a la multitud junto a un camión informando a las familias sobre los peligros de la drogadicción.

speak-up-news-2-dancer.jpg

El maestro de MaCES y concejal de Maywood, Heber Márquez, también dio un emotivo discurso en inglés y español. "en medio de reformas de inmigración desconocidas, separaciones de familias, inseguridades de trabajos, problemas ambientales y tantas cosas más que nos separan, no deberíamos estar trabajando unos contra otros, deberíamos unirnos", dijo.

Melvoin también elogió a los padres por promover la paz en tiempos de desunión. "Todos los días vemos las fuerzas de división y odio en nuestra comunidad local y nuestro país, pero se necesita valor verdadero para venir aquí y decir que defendemos la paz, la unidad y la pertenencia", dijo. "" Es fácil culpar a otras personas por sus problemas, ya sea usted un padre que tomó una determinada decisión en su escuela o un inmigrante que vino aquí por una vida mejor. Es fácil señalarte y decirte que eres la razón por la que las cosas no son buenas. Pero estás haciendo algo mucho más difícil y valiente, diciendo que unámonos y resolvamos nuestros problemas porque somos más fuertes cuando estamos unidos que cuando estamos divididos, divisivos y llenos de odio".

Otros funcionarios públicos que asistieron a la Caminata por Paz incluyen a los miembros del consejo de Maywood, Ricardo Lara y Carlos Álvarez, así como Alejandra Zelaya, representante de campo para el presidente de la Asamblea Anthony Rendón.

La mayoría de los padres que participaron en la marcha caminaron con sus hijos. Uno de ellos fue Mario Cervantes. Su grito en español, "Los padres unidos jamás serán vencidos", se escuchó a lo largo de la ruta de la caminata. Cervantes le dijo al periódico La Opinión, uno de los varios medios de comunicación que cubrieron la Caminata por Paz, que estaba gritando en voz alta para motivar a todos los padres a nunca darse por vencidos.